Panamá inicia campaña de donación de órganos; un gesto de amor y solidaridad

Desde el año 1985 en Panamá se hacen trasplantes de órganos y tejidos. De enero a marzo de 2020 se realizaron 14 trasplantes renales y en 2021 (hasta septiembre), trece procesos con donantes vivos.

Sin embargo, esta relación de amor y solidaridad (del donante al paciente que recibe el órgano o tejido), todavía se debe multiplicar, realidad que da sentido a la Semana de Donación de Órganos en Panamá, con la visión de aumentar el número de donantes y de vidas salvadas.

Datos de la Caja de Seguro Social (CSS) recuerdan que “en 1990 se hicieron los primeros trasplantes renales; en el 2000 inició el trasplante de células hematopoyéticas; en el 2011 el de hígado y en el 2017 el primer trasplante de corazón“.

Este 16 de noviembre, con luces verde esperanza, en el edificio llamado “elefante blanco” del Hospital Santo Tomás, se dio inicio a esta semana de donación, en acto que contó con representantes del despacho de la Primera Dama, el Ministerio de Salud, la Caja de Seguro Social y la Organización Panameña de Trasplantes. 

El ministro de Salud, Luis Francisco Sucre, anunció que el Minsa realiza esfuerzos para actualizar los marcos regulatorios en temas de donación y trasplantes.

Monseñor José Domingo Ulloa, arzobispo de Panamá, destacó que “una donación es el más grande regalo de amor y solidaridad que se puede hacer por un hermano, ya que como cristianos se debe estar consciente de que al morir y llegar a la presencia del Señor, no se necesita del cuerpo mortal”.

El Dr. Elías García Mayorca, director del Hospital Santo Tomás, subrayó que la institución es pionera en trasplantes en el país “y busca certificación internacional no solo para la institución, sino para el personal que realiza esta función”.

De acuerdo con datos compartidos por el Minsa, el Dr. García Mayorca detalló que la institución posee “un listado único de personas en espera de recibir un órgano para trasplante, que incluye asegurados y no asegurados”.

Los datos de esta imagen reflejan el valor de la donación. En vida, se puede donar un riñón, un segmento de hígado y médula ósea. Un fallecido puede salvar hasta seis vidas. Si quieres ser donante, el Minsa invita a llamar al 527-4932

Expresó su alegría cuando una persona puede cambiar sesiones de diálisis de tres veces a la semana, por un periodo de cuatro horas, por la normalidad de una vida: esta diferencia la hace un trasplante.

César Cuero, director de la organización Panameña de Trasplantes, comunicó que desde octubre de 2020 se retomaron los trasplantes de personas vivas, luego de la suspensión a causa de la pandemia.

Está pendiente la apertura de trasplantes de la modalidad de personas fallecidas. 

Cuero se refirió al Banco Nacional de Tejidos que apoyará al Hospital del Niño en los trasplantes de piel tan necesarios en la Sala de Quemados“.

Beneficiará a adultos y a niños ya que a la fecha la piel requerida se trae del exterior.

La primera dama de la República, Yazmín Colon de Cortizo, invitó a la ciudadanía a inscribirse como donante y notificar a sus familiares para evitar que en el momento de la donación, por desconocimiento, se pierda la oportunidad de salvar una vida.

Violeta Villar Liste/Con informaci´ón del Minsa y CSS