Panamá premia su liderazgo sostenible

Cortesía

Cuando una empresa, además de producir, ayuda a transformar la vida de las personas, se integra a la sociedad de otro modo: con un liderazgo sostenible.

Este liderazgo, que empodera a las sociedades, ha hecho posible en Panamá, más allá de la pandemia, contar historias positivas y poderosas, de empresas remando hacia la dirección del bienestar social.

En este contexto, la Cámara Americana de Comercio e Industrias de Panamá (AmCham Panamá), entregó el Reconocimiento Liderazgo Sostenible 2020 que permitió conocer las prácticas inspiradoras de 12 empresas y, más allá del galardón, reconocer en estas experiencias, modelos que contribuyen y aportan al país en intangibles como capital humano, inclusión, oportunidades y ambiente.

AmCham reúne a más de 450 empresas. Desde el año 2008 creó el primer Reconocimiento al Buen Ciudadano Corporativo, origen del Reconocimiento al Liderazgo Sostenible.

Banistmo se llevó el galardón Liderazgo Sostenible 2020, en la Categoría Inspiradora, con su Programa In-pactamos, que ha logrado en Panamá apoyar a 71 mujeres líderes, con la mentoría voluntaria de 55 ejecutivos voluntarios, programa que ya lleva tres años en desarrollo.

Aimeé Sentmat, presidenta de Banitsmo, en una presentación virtual del proyecto, señaló que la organización busca respaldar el emprendimiento de las mujeres en Panamá y promover un ecosistema favorable para sus empresas.

El 52% de las participantes revaluaron sus objetivos, 80% definieron nuevas estrategias y el 100% lograron conexiones de valor, optimización de costos y nuevas oportunidades de negocios.

Valeria Rosales, en representación de Banistmo, saludó con orgullo este reconocimiento, “porque de cara a estos tiempos tan retadores, continúa dando frutos”.

Anunció que ya este proyecto llegó a la Provincia de Chiriquí y suma a la reactivación en este momento de pandemia.

AES Panamá ganó la mención honorífica de la categoría Inspiradora con su programa de capacitación técnica Preparándome con Energía.

Este programa nace cuando la empresa, al llegar a Colón en el año 2016, busca dar salida al desempleo juvenil en la provincia, con una tasa, en esa fecha, del 48%.

200 horas de capacitación, $20,000 en becas, más alianzas estratégicas con instituciones como la Universidad Tecnológica de Panamá (UTP), han hecho posible que el 64% de los jóvenes inscritos consiguieran empleo.

Dos de esos jóvenes, cursantes del programa, trabajan en AES Colón.

Edgar Ivankovich, director de Gestión Social de AES, señaló que este programa busca generar capacidades necesarias para conseguir empleo decente que a su vez contribuye al desarrollo país.

En total, fueron 12 las empresas participantes en dos categorías, Inspiradora (proyectos de uno a tres años) y Transformadora (más de tres años, que refleje transformación en los beneficiarios). En esta oportunidad solo se premió la categoría Inspiradora.

El proceso de selección fue auditado por KPMG y los resultados avalados por el notario público de la Notaría Cuarta de Panamá.

En la categoría Inspiradora participaron:

  • 3M Panamá
  • AES Panamá
  • Johnson & Johnson
  • Ricardo Pérez, S.A.
  • Universidad del Istmo
  • Banistmo
  • ENSA
  • Fundación Transición a la Vida

En la categoría Transformadora:

  • Cable & Wireless Panamá 
  • Cervecería Nacional
  • Dell
  • Manzanillo International Terminal (MIT)

Los proyectos que concursaron, además de Banistmo y AES, también son inspiradores y cabe conocerlos:

3M Panamá participó con 3M Impact que contribuye “en proyectos de impacto socio-ambiental en apoyo a la misión” de organizaciones con proyectos ya en ejecución.

ENSA se hizo presente con su programa de compromiso con el ambiente. Son firmantes de la Alianza por el millón, que busca reforestar un millón de hectáreas en 20 años.

Johnson & Johnson presentó Wistem 2D que busca acompañar a niñas y jóvenes en su decisión de formarse en ciencias.

Transición a la Vida, de PR Consulting, promueve, por su parte, ser un apoyo para los jóvenes de orfelinatos en Panamá, quienes, al cumplir los 18 años, “no logran una transición adecuada a la sociedad ni logran escapar del ciclo de la pobreza”.

Ricardo Pérez, S.A, aportó Moviendo Esperanzas. Desde 2019 han logrado apoyar a más de 1,200 personas que necesitar acudir a sus citas al Instituto Oncológico Nacional (ION).

Universidad del Istmo aportó el proyecto Olimpiada Nacional de Informática. Inició en 2019 con la visión de ayudar a formar el pensamiento estructurado y computacional “como una competencia básica de nuestro sistema educativo”.

Cable & Wireless Panamá participó con el Proyecto Concurso Nacional de Oratoria, para el cual ha destinado una inversión superior a los $800,000. Ha impactado en la vida de un promedio de 600,000 estudiantes.

Cervecería Nacional presentó su Programa ResponsableMente, por una cultura de prevención y moderación en el consumo de alcohol.

Dell aportó el programa Marcando la diferencia por un mundo inclusivo, el cual parte del principio de aprovechar, no solo las similitudes sino también las diferencias de los empleados, en un contexto de diversidad.

Manzanillo International Terminal, compartió su Programa de Conservación Ambiental, con aportes a un entorno sostenible.

Prácticas que inspiran

Luis H. Moreno IV, presidente de AmCham, reflexionó en el contexto de la entrega de los reconocimientos, la importancia de documentar y compartir prácticas inspiradas por un Panamá sostenible.

Resaltó que los doce programas postulados inspiran y son un ejemplo de cómo, en medio de la adversidad provocada por la pandemia, “supieron sobreponerse y mostrarnos cómo siguen construyendo una mejor sociedad y país”.

Ramon Martínez, ministro de Comercio e Industrias (Mici), como miembro del jurado calificador, en representación del sector público, dijo que “hemos podido conocer de primera mano el esfuerzo e historias de éxito de empresas que llevan prácticas de Responsabilidad Social Empresarial (RSE)”.

Afirmó que el Gobierno considera que esta es la respuesta a los retos del futuro.

Recordó que Panamá suscribió el Pacto Nacional por la Responsabilidad Social Público-Privada y Derechos Humanos 2020-2030, como herramientas para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Este pacto busca acelerar los ODS “y hacer de Panamá un país más sostenible e inclusivo”.

Susana Uranga, directora ejecutiva de AmCham, explicó que estas empresas inspiran porque promueven una contribución socialmente responsable y sostenible.

Iviett Serrano, miembro del Comité Técnico de Preselección y directora de Proyectos con Propósitos, observó que frente a una pandemia global se requieren esfuerzos que marquen la diferencia y avanzar de manera empática.

Observó que este galardón premia la capacidad de transformar vidas.

Sonia Correa, especialista en Responsabilidad Social y Sostenibilidad del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), comentó que estas empresas inspiran a través de sus proyectos y merecen ser contados y replicados.

Este año, a pesar de lo difícil que ha sido para todos, vemos a un sector empresarial interesado en adoptar estándares internacionales, alineados con sus estrategias de negocios y, de esta forma, apoyar al país.

Nos llenamos de ánimos al ver que las organizaciones están interesadas en trabajar para un mejor futuro, “y sentimos que las empresas postulantes tienen mucho más que decir”.

En los próximos días, en el sitio web de AmCham (https://panamcham.com/es) podrán conocer en detalle cada práctica inspirada en sumar a esta tarea de hacer la diferencia en la sociedad.

Violeta Villar Liste
redaccion@lawebdelasalud.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *