fbpx

Juntos salvamos vidas: Mayo Amarillo de prevención vial

Violeta Villar Liste

El trauma es una enfermedad social y una epidemia mundial. Solo en Panamá, de acuerdo con cifras de la Contraloría General de la República (2021), hubo 39,655 accidentes de tránsito y 259 fallecidos, con un costo social y económico incalculable que da razones para unirse a la campaña de Mayo Amarillo y poner en STOP la siniestralidad vial. 

La Dra. Martha Quiodettis, con especialidad en Trauma y Medicina Crítica Quirúrgica, jefa del Servicio de Trauma del Hospital Santo Tomás y quien apoya en Panamá la campaña de Mayo Amarillo junto con la Sociedad Panameña de Trauma, advierte del impacto social, moral y económico del accidente vial en la sociedad.

Mayo y el amarillo que simboliza la prevención tiene su explicación: el 11 de mayo de 2011 la Organización de Naciones Unidas (ONU) lanza la Década de Acción para la Seguridad Vial y pide a los países asumir el compromiso de trabajar por reducir este tipo de siniestro.

Brasil toma la delantera y con el impulso del Observatorio Nacional para la Seguridad Vial, asume desde ese año la iniciativa de Mayo Amarillo que gana terreno gracias al apoyo de la Sociedad Panamericana de Trauma y de la Coalición de Trauma Mundial.

Coincide la publicación de esta entrevista (realizada hace unos días), con el suceso doloroso de la muerte de una cicilista panameña, atropellada por un conductor en el sector de Farallón, provincia de Coclé. Un hecho doloroso que enluta a familias, al deporte y a la sociedad en general y visibiliza la importancia de la cultura vial.

El lema de este año de la campaña Mayo Amarillo es Juntos salvamos vidas “y  quiere hacer énfasis en que cada uno de nosotros, poniendo un granito de arena, logramos prevenir los accidentes”, destaca la especialista.

La Dra. Quiodettis precisa que esta campaña buscar crear conciencia en todas las personas que usan las vías de transporte y están vinculadas con el problema del accidente vial:  sociedad civil, gobiernos y el personal de salud que atiende a los pacientes víctimas de accidentes de tránsito.

También la puede ver y escuchar en el canal de Youtube:

El drama social del accidente vial

La jefa del Servicio de Trauma del Hospital Santo Tomás subraya que el accidente vial es un complejo problema social, con pérdidas económicas para la sociedad y la familia.

Es una ruta dolorosa que inicia cuando ocurre el siniestro y se debe movilizar la estructura de seguridad del Estado, lo cual implica policías, bomberos, personal paramédico (en una primera fase) y luego médico.

Una vez la persona ingresa en el hospital, dependiendo del trauma, puede quedar desde días hasta meses hospitalizada, con gastos asociados a su recuperación.

Según las secuelas, el paciente y su familia vivirán otros procesos de impacto en su calidad de vida, y estabilidad económica, al no poder percibir ingresos mientras dure el proceso de rehabilitación y cuidado. 

Datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) reflejan el impacto creciente del accidente vial:

  • Cada año, las colisiones causadas por el tránsito causan la muerte de aproximadamente 1,3 millones de personas.
  • En su resolución A/RES/74/299, la Asamblea General de las Naciones Unidas ha fijado la ambiciosa meta de reducir a la mitad, de aquí a 2030, el número de defunciones y lesiones por estas colisiones en el mundo.
  • Los accidentes de tránsito cuestan a la mayoría de los países el 3% de su PIB.
  • Más de la mitad de las defunciones por accidentes de tránsito afectan a «usuarios vulnerables de la vía pública», es decir, peatones, ciclistas y motociclistas.
  • A pesar de que los países de ingresos bajos y medianos tienen aproximadamente el 60% de los vehículos del mundo, se producen en ellos más del 93% de las defunciones relacionadas con accidentes de tránsito.
  • Los traumatismos debidos al tránsito son la principal causa de mortalidad entre los niños y los jóvenes de cinco a 29 años.

Hombres jóvenes, los más afectados

La Dra.Quiodettis indicó que las cifras de la CGR, indican que en el país  las provincias con mayor registro de accidentes viales son Panamá metro (las regiones de San Miguelito y centro reflejan la principal incidencia) y, Panamá Oeste. Después, sigue la provincia de Chiriquí y Veraguas, ya que son las áreas con mayor cantidad de población urbana.

Por género, los hombres son los más afectados: 4 a 1 con respecto a las mujeres.

Antes del 2020 (cuando inicia la pandemia), los accidentes, los suicidios y las lesiones por violencia eran la principal causa de muerte en los mayores de 18 años a 45 años.

En la región el comportamiento es similar y en el mundo una de las principales causas de muerte en la población joven y productiva.

Las principales lesiones por trauma son del tipo cráneo encefálico. Al afectar el cerebro el proceso de recuperación puede ser muy largo, con secuelas para el resto de la vida.

La segunda lesión en importancia es la trauma raquimedular. La persona, por lo general,  no puede mover manos y pies.

Fracturas de pelvis y huesos largos también tienen elevada incidencia. 

Tórax y abdomen pueden ser mortales si no se diagnostican a tiempo

La especialista detalló que los paciente de trauma no solo tienen un solo órgano lesionado. Se trata de una combinación de lesiones que corresponde diagnosticar y tratar de acuerdo con la gravedad.

Conciencia del derecho del otro 

La Dra. Quiodettis analiza que el accidente vial ocurre de manera principal por colisiones “pero también atropellos, accidentes de vehículos contra motos, scooter y bicicletas”.

“Debemos estar conscientes que las avenidas y calles no le pertenecen a un solo grupo: le pertenecen a todos. Tenemos el derecho de transitar con seguridad en las calles y por eso juntos vamos a salvar vidas”, reflexionó.

Manejar bajo los efectos del alcohol o drogas y el uso del celular, son causas que precipitan los accidentes y deben encabezar la lista de aquello que no se debe hacer cuando está al frente del volante.

La especialista advierte que si la persona se encuentra en un estado que altera sus reflejos o toma de decisiones, no debe conducir y este mensaje debe calar en jóvenes y adultos porque se trata de la vida.

En relación con el celular, la distracción es un enemigo mortal y contestar esa llamada o mensaje lo puede conducir al accidente fatal, y sin una segunda oportunidad, tanto para el conductor como la persona que pasa por delante y podría ser víctima de atropello. 

La  jefa del Servicio de Trauma del Hospital Santo Tomás destacó que ha habido un incremento en el ingreso de hospitalizados por causas asociadas a los accidentes en motocicletas.

“Hace seis años no era la norma en Panamá y los estamos viendo ahora con mayor frecuencia”, sostuvo.

“La vida es más importante que llegar rápido a los sitios o tratar de ser más agresivo… no vale la pena estar en un hospital con lesiones que incluyen dolor, tiempo de rehabilitación, imposibilidad de estar con tu familia…”,señaló.

Peatones y conductores

Calles en buen estado, iluminación adecuada y señalización también son condiciones que influirán en la disminución de los accidentes y lesiones “pero también va a depender de cada uno de nosotros interiorizar que somos nosotros quienes nos debemos cuidar”, señaló. 

Conforme a las indicaciones de las leyes de Tránsito, recordó varias normas para peatones y conductores

  • Los peatones deben transitar por las aceras, en el sentido contrario del tránsito
  • Cuando la persona va a cruzar, lo debe hacer con la orientación de  los semáforos peatonales y por la zona de cebra o raya blanca o usando los puentes peatonales
  • El peatón tiene preferencia al cruzar en la vía
  • El conductor debe ceder el paso al peatón y colocar las intermitentes para indicar a los otros vehículos que se ha detenido para permitir el paso de las personas

La especialista reconoció que los conductores son bastante agresivos y no quieren permitir el paso de los peatones, en particular en las horas de mayor afluencia de tráfico, “pero todos debemos hacer un esfuerzo y mejorar la convivencia”.

La Dra. Quiodettis, como parte de este esfuerzo compartido, exhorta a las personas en el mayo de reflexión a usar el lazo amarillo y promover acciones que inviten a la conciencia.

El Hospital Santo Tomás, como el centro de trauma de Panamá, hará un encendido de luces amarillas en apoyo al Mayo Amarillo.

También este lunes 2 de mayo, a las 8:00 a.m. de Miami (Estados Unidos), 7:00 a.m. de Panamá, habrá un webinar abierto, patrocinado por la Universidad de Miami y la Sociedad Panamericana de Trauma, para todo quien quiera participar y escuchar a grandes expertos sobre impactos y secuelas del trauma. 

Pase por el enlace:

https://zoom.us/meeting/register/tJwsc-yhqz0sH9YposR1bKLsXopTs6TN3jKV

El Movimiento Mayo Amarillo cuenta con el apoyo y participación de las siguientes entidades médicas internacionales:

  • Sociedad Panamericana de Trauma (PTS);
  • Coalición Mundial para el Cuidado de Trauma (WCTC);
  • Sociedad Europea de Trauma y Cirugía de Emergencia (ESTES);
  • Sociedad Mundial de Cirugía de Emergencia (WSES);
  • Asociación Brasileña de Medicina de Emergencia (ABRAMEDE);
  • Asociación Lusitana de Traumatología y Cirugía de Emergencia (ALTEC);
  • Sociedad Italiana de Cirugía de Emergencia y Trauma (SICUT);
  • SBAIT (Sociedad Brasileña de Trauma);
  • Sección de Trauma, Hospital General Hamad, Qatar;
  • Asociación Colombiana de Trauma (ACT);
  • Colegio de Cirujanos de Kosovo;
  • Comité Brasileño de Ligas de Trauma (CoBraLT);
  • Sociedad Croata de Trauma;
  • Sociedad Panameña de Trauma;
  • Sociedad de Cirujanos de Chile;
  • Sociedad Búlgara de Cirugía de Emergencia y Trauma (Bests).

Video promocional

Violeta Villar Liste
Redacción@lawebdelasalud.com

Un comentario en «Juntos salvamos vidas: Mayo Amarillo de prevención vial»

Los comentarios están cerrados.